Temores injustificados

Temores injustificados

Lee atentamente el siguiente relato:         Temores injustificados Fernando Sorrentino Yo no soy demasiado sociable, y muchas veces me olvido de mis amistades. Tras casi dos años, en esos días de enero de 1979 —tan calurosos—, fui a visitar a un amigo que sufre de temores un poco injustificados. Su nombre no viene al caso: pongamos que se llama —es un decir— Enrique Viani. Cierto sábado de marzo de 1977 su vida sufrió un cambio bastante notable. Resulta que, estando esa mañana en el living de su casa, cerca de la puerta del balcón, Enrique Viani vio, de pronto, una «enorme» —según él— araña sobre su zapato derecho. No había terminado de pensar que ésa era la araña más grande que había visto en su vida, cuando,...

Leer Más

Mito del Origen Sagrado

Mito del Origen Sagrado

Lean este mito del Pueblo Jíbaro y luego resuelvan las consignas:         Mito del Origen Sagrado En el principio había dos padres, Kumpara, el creador, y Chingaso, su mujer. Tenían un hijo, Etsa, el Sol. Un día, estando Etsa dormido, Kumpara tomó un puñado de barro, se lo puso en la boca y sopló sobre Etsa: de allí provino una hija, Nantu, la Luna. Nantu fue creada de este modo para que Etsa pudiera tomarla luego por esposa ya que no habría vínculo de sangre. Había un pájaro, Auhu, el chotacabras, que solo se ponía en actividad por la noche. Cuando apareció Nantu, se enamoró de ella y quiso entrar en tratos, pero la Luna lo rechazó. También Etsa se enamoró de Nantu y la cortejaba. Ella se mostraba recatada, alejándose de...

Leer Más

Revolución

Revolución

Lee atentamente el siguiente relato:         Revolución Slawomir Mrozek En mi habitación la cama estaba aquí, el armario allá y en medio la mesa. Hasta que esto me aburrió. Puse entonces la cama allá y el armario aquí. Durante un tiempo me sentí animado por la novedad. Pero el aburrimiento acabó por volver. Llegué a la conclusión de que el origen del aburrimiento era la mesa, o mejor dicho, su situación central e inmutable. Trasladé la mesa allá y la cama en medio. El resultado fue inconformista. La novedad volvió a animarme, y mientras duró me conformé con la incomodidad inconformista que había causado. Pues sucedió que no podía dormir con la cara vuelta a la pared, lo que siempre había sido mi posición preferida. Pero al...

Leer Más