Cuento Realista

Matar a un ratón

Matar a un ratón

Lee atentamente el siguiente relato:   Matar un Ratón Virgilio Díaz Grullón El niño recogió una pesada piedra de las que abundaban en el pequeño patio trasero de la casa, calculó cuidadosamente la puntería y la arrojó con fuerza contra el ratón que parecía...

La Rebelión

La Rebelión

Lee atentamente el siguiente relato:   La Rebelión Virgilio Díaz Grullón ¿Por qué no te casas, tía Julia? – – Porque nadie ha querido casarse conmigo, Pedrito.– Ella estaba sentada en la mecedora que impulsaba suavemente, tratando de adormecer al niño recostado...

El sueño

El sueño

Lee atentamente el siguiente relato:   El sueño Ernesto E. Ezquer Zelaya ¡Aquello era un torbellino de músicas, luces y gritos! Y el constante cruzarse de colores vivos en las serpentinas, en los disfraces, en los rostros pintados, aumentaba la alegría...

El viento de la luna

El viento de la luna

Lee atentamente el siguiente relato:   El viento de la luna Antonio Muñoz Molina Fue el último verano que vivió con nosotros cuando mi tío Pedro decidió que iba a instalarnos la ducha, el verano anterior al viaje del Apolo XI a la Luna. Yo tenía doce años y había...

El amanuense

El amanuense

Lee atentamente el siguiente relato:   El amanuense Antón Chéjov Las seis de la tarde. Un erudito ruso bastante conocido ―lo llamaremos sencillamente “un erudito”― está sentado en su despacho y se muerde nerviosamente las uñas. ―¡Esto es sencillamente vergonzoso!...

Lo que se dice un ídolo

Lo que se dice un ídolo

Lee atentamente el siguiente relato:   Lo que se dice un ídolo Roberto Fontanarrosa Pedrito se apioló tarde de cómo venía la mano. Porque él podía haber sido un ídolo, un ídolo popular, desde mucho tiempo antes. Lo que pasa que el Pedro, vos viste cómo es, un...

El pibe

El pibe

Lee atentamente el siguiente relato:   El pibe Cecilia Solá -¡La verdad es que no sé cómo llegaste a primer año vos, si no sabés ni escribir! Está enojado el profe, está harto de ese mocoso que se pasa la hora molestando o durmiendo en el banco, que no presta...